El pasado sábado los países del G7 alcanzaron un acuerdo histórico por el que se dio luz verde a las líneas maestras para la imposición de un impuesto de Sociedades global, poniendo en jaque a los paraísos fiscales. Canadá, Estados Unidos, Japón, Francia, Alemania, Italia y Reino Unido aceptaron conjuntamente diez años después un gravamen mínimo del 15% para las grandes empresas, porcentaje que aumenta hasta el 20% en el caso de aquellas compañías cuyos beneficios superen un margen de ganancia mínimo de un 10%.

Pese a que la lista de las empresas que deberán tributar por esta parte de sus beneficios no está claro, nombres como los de las grandes tecnológicas Google, Facebook o Amazon han sido los primeros en salir a la palestra.

Además, este nuevo gravamen global se aplicará sobre los beneficios globales en los territorios donde operan y no solo en el país donde tengan su sede social, como ocurría hasta ahora. «Nos comprometemos a llegar a una solución equitativa sobre el reparto de los derechos de imposición, concediendo a los países del mercado derechos de imposición sobre al menos el 20% de los beneficios que superen un margen del 10% para las empresas multinacionales más grandes y rentables», señala el texto del acuerdo.

El objetivo de esta medida es impedir que las grandes multinacionales deslocalicen su sede a otro país donde tengan un trato fiscal mucho más favorable, además de hacerles pagar en los países donde operan. La cifra del 15% que sea de aplicación general está por encima del porcentaje de impuesto de Sociedades que aplican ahora países como Irlanda, aunque se sitúa aún por debajo del nivel más bajo del G7. Sin embargo, se trata de un primer movimiento para implicar a más actores internacionales.

«Avanzamos hacia un nuevo sistema fiscal para la era digital global. El #G7 llega hoy a un acuerdo histórico que permitirá una mayor contribución de grandes compañías mundiales. El objetivo: una mejor distribución de la riqueza para alcanzar mayores cotas de justicia social», señaló el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a través de un mensaje en su cuenta de Twitter.

Por su parte, la secretaria de Estado del Tesoro, Janet Yellen, señalaba el pasado sábado que este acuerdo supondría poner fin a «30 años de competición entre los Estados para atraer las inversiones de las grandes multinacionales mediante la reducción de sus impuestos», una guerra que ahora amenaza con poner punto y final a los paraísos fiscales.

Las tecnológicas, las afectadas

La lista de empresas afectadas por esta medida saldrá a la luz en las próximas semanas. Por ahora, y siguiendo los datos que cada año aporta la OCDE, se puede observar que multinacionales como Amazon, Apple, Facebook, Google, Microsoft y Netflix utilizan este tipo de estrategias y lagunas legales para ahorrarse miles de millones en impuestos. El grupo activista británico Fair Tax Mark ha puesto cifras a este ahorro y ha calculado que las grandes tecnológicas se habrían ahorrado más de 100.000 millones de euros en tasas entre los años 2010 y 2019, momento en que se emitió el último informe.

Tras conocerse el acuerdo, algunas multinacionales tecnológicas se manifestaron públicamente al respecto. Fue el caso de Facebook, cuyo jefe de asuntos globales, Nock Clegg, valoró positivamente la medida a través de su cuenta de Twitter: «Damos la bienvenida al importante progreso realizado en el G7».

Todavía faltan por cortar los últimos flecos de esta medida, sobre todo en puntos relevantes sobre cuándo comenzará a aplicarse y la forma de adaptarla a las diferentes normativas locales.

Esta propuesta será también promovida en el G20 y se debatirá en el encuentro del próximo mes de julio en Venecia, según afirmó Rishi Sunak, ministro de Hacienda de Reino Unido. Este gesto busca reforzar la unanimidad a la hora de imponer el nuevo gravamen, evitando que los países que ahora mantienen una tributación más baja puedan tirar el acuerdo.

Decisiones verdes

Más allá de este nuevo impuesto, los países del G7 también se han comprometido a integrar el cambio climático y la biodiversidad en la toma de decisiones, fomentando este tipo de medidas mediante la creación de un grupo de trabajo para perseguir los crímenes medioambientales.

Además han afirmado que avanzarán hacia un modelo estándar para que las empresas declaren su impacto medioambiental, facilitando la comparación a los inversores que busquen premiar la sostenibilidad.

En la reunió bilateral mantinguda en el marc de la cimera, entre el cap de Govern, Xavier Espot, i el president Pedro Sánchez s’ha apostat per intensificar “la cooperació” i la “col•laboració” entre administracions per “l’intercanvi d’informació” tributària

Xavier Espot i Pedro Sánchez, han mantingut una reunió bilateral en el marc de la Cimera Iberoamericana que s’està celebrant a Soldeu. Tots dos mandataris han abordat la qüestió fiscal en primer terme després de la polèmica dels ‘youtubers’. Així, han acordat intensificar la “cooperació” i la “col·laboració” per a “l’intercanvi d’informació” així com la institucionalització de reunions anuals entre les autoritats fiscals per fer un seguiment de la situació. El màxim responsable de l’executiu també ha mantingut una trobada amb el rei Felip VI.

La trobada entre el cap de Govern i el president espanyol ha permès abordar aspectes d’interès per als dos Estats. Un dels punts que s’ha abordat, com ja va avançar Espot el passat divendres, és la fiscalitat andorrana amb relació amb el projecte legislatiu contra el frau fiscal que s’està tramitant a les corts espanyoles així com arran de la polèmica sorgida a Espanya per la marxa de destacats ‘youtubers’ al Principat buscant un règim tributari més suau. Des d’Andorra s’ha volgut deixar clar que hi ha cooperació en aquest àmbit, a través dels mecanismes d’intercanvi d’informació.

Així, i segons s’ha informat des de Govern, tant Espot com Sánchez haurien “celebrat la bona entesa” entre els dos executius, que es dona tant “en l’àmbit polític com en el tècnic”. Això, ha remarcat, “afavoreix la transparència i l’intercanvi d’informació mutu en matèria tributària”.

A la vegada, un dels acords tancats ha estat la “institucionalització” de trobades regulars -s’ha parlat d’una a l’any- entre els responsables en matèria fiscal de cada país. Aquestes haurien de servir per fer un seguiment de la situació, a la vegada que per enfortir la cooperació i col·laboració ja existents així com “l’intercanvi d’informació”. Fonts de la Moncloa han deixat clar que en cap cas es pretén que Andorra equipari el seu sistema tributari amb l’espanyol.

I ho han fet després que, en un primer moment, les primeres informacions aparegudes parlessin d’una “harmonització de la situació”. L’expressió, no del tot ben escollida, ha generat un cert rebombori i algun malentès que s’ha hagut d’aclarir per part de fonts del govern espanyol. Sí que es vol fer aquest seguiment, amb les trobades anuals com a principal punt per donar continuïtat “al que ja s’està fent”.

Altres temes que s’han posat sobre la taula han estat la campanya de vacunació. Així, s’ha compartit l’experiència de les respectives campanyes d’immunització i Espot ha volgut agrair a Sánchez el subministrament de vaccins de Pfizer. De fet, tots dos mandataris han volgut reiterar la defensa, ja feta el dimarts, que cal afavorir l’arribada de fàrmacs a tot el món.

Un altre punt vinculat a la pandèmia que s’ha posat sobre la taula és la implementació del certificat digital que ha de permetre els viatges segurs per tota Europa de cara a l’estiu. En aquest sentit, cal recordar que, des del Govern, es treballa perquè, de forma provisional, es trobi una solució perquè els ciutadans andorrans puguin accedir al document fins que la Unió Europea validi el sistema en el qual treballen el ministeri de Salut i el Servei d’Atenció Sanitària (SAAS).

Espot i Sánchez també han abordat l’estat de les negociacions amb la Unió Europea per tancar l’acord d’associació. En aquest sentit, el president espanyol ha refermat novament el ple suport del seu govern per assolir aquest conveni. El cap de Govern ha remarcat que la facilitat en les relacions a nivell polític i tècnic entre Espanya i Andorra participen activament per avançar en aquest procés.

Trobada amb el rei

En el marc de l’agenda bilateral, Espot també ha mantingut una reunió amb el rei espanyol, Felip VI. En ella s’ha aprofitat per fer balanç de la feina feta per Andorra al capdavant de la Cimera i, segons s’ha explicat des de l’executiu, el monarca ha volgut expressar les seves felicitacions pel “contingut  aportat en aquest fòrum internacional i per l’oportunitat de debatre aspectes rellevants en el context actual, com ara la recuperació després de la pandèmia”.

Tots dos han volgut celebrar el fet que, malgrat les dificultats provocades per la pandèmia, la cita comptarà amb una gran participació  i “un alt nivell”. Felip VI ha volgut destacar l’organització dels diferents actes i les facilitats per a la participació telemàtica.

Font: www.altaveu.com/

 

La Casa Blanca plantea al G-20 reformas para acorralar a los paraísos fiscales

Deshacer parte del legado de su predecesor es una vieja tradición de los presidentes de Estados Unidos, una empresa a la que Donald Trump, acérrimo detractor de Barack Obama, se entregó con especial empeño. También el demócrata Joe Biden ha dedicado muchas de sus primeras acciones en la Casa Blanca a derribar parte de las obras de su anterior inquilino. En el terreno de la fiscalidad, el nuevo presidente no se va a conformar simplemente con deshacer sus políticas.

Necesitado de ingresos para financiar su megaplan de infraestructuras, valorado en dos billones de dólares, lo que Biden trata de impulsar es un auténtico cambio de paradigma con efectos más allá de las fronteras de Estados Unidos.

“Las empresas ya no van a poder esconder sus ingresos en paraísos fiscales como las islas Caimán o las islas Bermudas”, aseguró Biden esta semana en una comparecencia en la Casa Blanca en la que defendió su propuesta para reformar la fiscalidad corporativa en Estados Unidos, un plan que ha extendido al G-20 con vistas a crear un tipo mínimo del impuesto de sociedades a escala global.

De resistirse a cualquier medida internacional que cuestionara la soberanía fiscal de los países, Washington ha pasado a proponer un cambio de potenciales efectos “sísmicos”, según Biden, en la forma en que operan las multinacionales.

Tributo suplementario

Biden: “Las empresas ya no van a poder esconder sus ingresos en paraísos fiscales”

Además de proponer subir del 21 al 28% el impuesto de sociedades en Estados Unidos, que era del 35% cuando Trump llegó al poder), y elevar del 10,5% al 21% el gravamen sobre los beneficios obtenidos en el extranjero, el plan de la Casa Blanca incluye una tasa mínima del 15% que se aplicaría a todos los beneficios incluidos en la declaración financiera a sus inversores, independientemente de donde tributen.

De sacar adelante el plan, las multinacionales se quedarían teóricamente sin incentivos para asignar parte de sus beneficios a paraísos fiscales o jurisdicciones con tipos especialmente bajos, como los citados por Biden o Irlanda, por ejemplo, que ofrece un 12,5% frente al 21% que se aplica de media en la Unión Europea.

Las empresas tecnológicas son las que más facilidades tienen para, simplemente sobre el papel, mover sus ingresos entre países en busca de la fiscalidad más ventajosa y gigantes como Amazon no pagan prácticamente ningún impuesto federal, denuncia la Casa Blanca.

El tipo del 15% pretende asegurar que las empresas “más agresivas” en su política para eludir impuestos “se vean forzadas a asumir obligaciones fiscales significativas”, afirma el Tesoro en un informe publicado esta semana. La propuesta es no obstante más modesta que la que Biden planteó en campaña. La tasa del 15% solamente se aplicaría a las empresas que declaran ingresos superiores a los 2.000 millones de dólares, en lugar del umbral de 100 millones que el demócrata planteaba antes de llegar a la Casa Blanca.

Según cálculos del Tesoro, solo 45 compañías, en vez de 180, tendrían que pagar este suplemento tributario. Como contrapartida, las empresas podrían deducirse las inversiones que hagan en áreas como la investigación o las energías renovables, un reconocimiento según The Wall Street Journal de que el plan original habría afectado a su habilidad de invertir en estos sectores.

Una promesa de campaña

La propuesta del nuevo recargo fiscal afectaría a 45 grandes empresas, en lugar de a 180

La reforma fiscal “cambia los términos del juego”, defiende la secretaria del Tesoro, Janet Yellen. “Estados Unidos competirá con su capacidad de producir trabajadores preparados, investigación puntera e infraestructuras, no tratando de tener impuestos más bajos que las islas Bermudas o Suiza. “Nuestra recaudación fiscal ya está al nivel más bajo en varias generaciones, si sigue cayendo vamos a tener aún menos dinero para invertir en carreteras, puentes, banda ancha e I+D”, insiste Yellen.

Para convencer a otros países de la necesidad de aceptar un tipo mínimo del impuesto de sociedades y poner fin a la “carrera fiscal a la baja” de las últimas décadas, el plan de la Casa Blanca incluye duros límites a las deducciones que las empresas con sedes en otros países pueden hacerse si estos no se suman al cambio.

La propuesta fue bien recibida por los miembros del G-20, que se han planteado llegar a un acuerdo en julio. Según los cálculos de Tax Foundation, el tipo medio del impuesto de sociedades a nivel mundial ha pasado del 40% en 1980 al 24% en el 2020.

Ofensiva global

El G-20 se ha propuesto pactar en julio un tipo mínimo del impuesto de sociedades

Aunque Jeff Bezos, el consejero delegado de Amazon, una de las empresas que peor parada sale en todos estos debates, ha sorprendido al mundo esta semana con su apoyo a la idea de una subida de los impuestos a las empresas para así financiar mejoras en infraestructuras, las grandes empresas norteamericanas han expresado su “firme rechazo” al plan.

“Los políticos deberían evitar crear nuevas barreras a la creación de empleo y el crecimiento económico, especialmente durante la recuperación”, ha dicho en un comunicado la organización Business Roundtable, que reúne a los presidentes ejecutivos de 181 de las mayores corporaciones de Estados Unidos, Apple, JPMorgan Chase y Amazon entre ellas.

La reforma fiscal permitiría a Estados Unidos ingresar dos billones de dólares adicionales durante los próximos 15 años. Aunque algunas de las propuestas de Biden podrán ser adoptadas, la mayoría precisa del apoyo del Congreso para salir adelante.

Las precarias mayorías de los demócratas obligan a la Casa Blanca a negociar y el presidente ha dicho esta semana que está dispuesto a hacerlo. “El debate es bienvenido. Los cambios son seguros” pero “la inacción no es una opción”.

«Definan infraestructuras»

“Si pudiéramos ponernos de acuerdo sobre la definición de la palabra infraestructuras (…) creo que podría haber una salida pero debe de ser financiada de forma creíble, no mediante una completa revisión del código fiscal del 2017”, ha dicho esta semana Mitch McConnell, líder de la minoría republicana en el Congreso. Los conservadores reclaman al presidente Joe Biden que limite su plan de infraestructuras a proyectos tradicionales como carreteras, puentes y la banda ancha de internet y elimine otros que se dirigen a luchar contra el cambio climático o crear centros para mayores o guarderías. Tal y como está redactado, afirma McConnell, el plan es “un caballo de Troya” para subir impuestos y hacer dispendios innecesarios. Las reclamaciones republicanas coinciden con las de la patronal Business Roundtable, cuyo presidente, Josh Bolten, sostiene que el plan de Biden “volverá a convertirnos en el país menos competitivo del mundo desarrollado”. La Casa Blanca ha presentado el plan de infraestructuras, valorado en dos billones de dólares, como una forma de “reconstruir mejor” el país tras la pandemia y estimular la recuperación.

Fuente: La Vanguardia

El juzgado de Primera Instancia número 12 de Zaragoza, juzgado de cláusulas suelo en la capital aragonesa, en sentencia hecha pública el pasado 26 de marzo aplica los criterios expuestos recientemente por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE).

De esta forma, declara la nulidad de la cláusula suelo y del contrato de novación, documento en el que se rebajaba la cláusula suelo en los que se incluía una cláusula de renuncia del cliente a reclamar frente a la entidad.

El fallo es recurrible ante la Audiencia Provincial de Zaragoza, órgano que interpuso hace ya algún tiempo una cuestión prejudicial, resuelta por el TJUE en el auto de 3 de marzo, pero que aún mantiene los asuntos de novaciones en suspenso.

Este caso ha sido defendido por la letrada Sara Benedí, del despacho SBA Servicios Jurídicos. Para esta jurista, se abre así la posibilidad de reclamar a todos los consumidores que firmaron contratos de novación pese a que exista cláusula de renuncia a ejercitar reclamación frente a la entidad.

Esta abogada recuerda a Confilegal que de cara a esas posibles reclamaciones debe analizarse cada préstamo hipotecario y cada acuerdo de novación para ver la viabilidad de una posible demanda judicial. “Se trata de que ese contrato cumpla con los controles de control y transparencia que señala el TJUE”.

La importancia de esta sentencia hecha pública antes de Semana Santa radica en que es la primera tras el reciente auto del TJUE que resuelve la cuestión prejudicial planteada directamente por la Audiencia Provincial de Zaragoza sobre la nulidad o no de los contratos de novación (conocidos como acuerdos trampa o de rebaja) de las cláusulas suelo.

Hay que recordar que la Audiencia Provincial de Zaragoza fue pionera en España en declarar la nulidad de este tipo de contratos, pero todo dio un giro con la sentencia del Tribunal Supremo de 11 de abril de 2018 cuando el alto tribunal consideró que estábamos ante transacciones perfectamente válidas.

Este nuevo enfoque del Tribunal Supremo ocasionó un aluvión de cuestiones prejudiciales, entre ellas la que planteó la Audiencia Provincial de Zaragoza al TJUE sobre un caso frente a Ibercaja en el que se analizaba si el documento firmado como contrato de novación era válido, así como la renuncia a reclamar que el mismo contenía.

Desde ese momento, la Audiencia Provincial paralizó todos los procedimientos hasta que tuvieran resolución del TJUE que resolviera la cuestión, en el juzgado de Primera Instancia 12 (especializado en la materia) ocurrió lo mismo.

Resuelta la cuestión prejudicial 

El 3 de marzo de 2021 mediante auto el TJUE resolvió esta cuestión estableciendo que no hay negociación individual en la novación de los contratos hipotecarios con cláusulas suelo rebajadas y renuncia a acciones futuras, si el consumidor no pudo influir en el contenido de la nueva cláusula.

Además, advierte el Alto Tribunal Europeo que en tal circunstancia no se cumplen las exigencias de transparencia de la Directiva 93/13 si el consumidor no está en condiciones de comprender todas las consecuencias jurídicas y económicas determinantes que para él se derivan de la celebración de ese contrato de novación.

Esta abogada señala que esta es la tesis que acoge en esta sentencia judicial el juzgado de cláusulas suelo de Zaragoza estimando en su integridad la demanda del consumidor frente a Ibercaja.

En la sentencia se señala que en el momento en el que la cláusula suelo inicial es nula, y el banco así lo reconoce, lo que pretende el banco con el contrato de novación no es una transacción sino intentar validar una cláusula que es nula sin contraprestación.

La sentencia del juzgado de Primera Instancia número 12 declara “la nulidad de la totalidad del contrato privado” firmado en agosto de 2015 “dado que el documento no cumple con todos los requisitos que la reciente jurisprudencia del TJUE exige a los efectos de ser calificado como transacción entre las partes”, ya que no existió “contraprestación entre las partes que pueda conllevar una transacción” ni tampoco el documento cumple “las exigencias de transparencia e inclusión” de la nueva jurisprudencia.

La resolución, que mantiene “la vigencia del contrato sin la aplicación de los límites de suelo del 3,704%”, impone las costas del pleito a Ibercaja, que deberá “restituir las cantidades correspondientes a los intereses percibidos en exceso desde el momento de pago hasta la fecha de sentencia como consecuencia de la aplicación de la cláusula declarada nula más sus respectivos intereses”.

“De forma determinante establece la nulidad de la cláusula suelo inserta en el préstamo hipotecario así como la nulidad del contrato de novación en base a que “el documento privado no cumple con todos los requisitos que la reciente jurisprudencia del TJUE exige a los efectos de ser calificado como transacción entre las partes, sin que exista contraprestación entre las partes que pueda conllevar una transparencia e inclusión” .

Sara Benedí explica que se trataba de un procedimiento en el que se reclamaba la nulidad del préstamo suelo del procedimiento hipotecario inicial y del contrato de novación. “Ibercaja se allanó a la nulidad de la cláusula suelo del préstamo y a la devolución de las cantidades desde la firma del préstamo hasta suscribir ese acuerdo de novación”.

De esta forma, esta entidad bancaria seguía las tesis del Tribunal Supremo en materia de acuerdos de novación, de abril del 2018. Se mantenía la validez del acuerdo de novación, excepto de la cláusula de renuncia y que no correspondía la devolución de las cantidades. “En el momento que se firmaba la cláusula era válida y se podía aplicar al resto de la vida del préstamo”.

En audiencia previa, quedó vista para sentencia porque ninguna de las partes propuso ninguna prueba a practicar salvo la documental. “La jueza en su fallo, sigue el auto del 3 de marzo que resuelve la cuestión prejudicial planteada por la Audiencia Provincial de Zaragoza, la cláusula suelo es nula tanto del préstamo hipotecario como del contrato de novación”.

Condena en costas

Por eso, “la devolución de las cantidades no es hasta la firma del contrato de novación sino que hasta fecha de sentencia. Ahora la cantidad se incrementa a devolver al declarar la nulidad del contrato de novación y aumenta a 11.000 euros más los intereses y costas”.

Este fallo abre la incógnita de qué va a pasar en el futuro a nivel de este tipo de resoluciones. “No sabemos si el pronunciamiento se va a mantener en este juzgado especializado de Zaragoza y si la Audiencia Provincial resolverá en esa línea. Esta Audiencia sigue con los procedimientos suspendidos”.

Sobre la posición del Tribunal Supremo en este tipo de asuntos, Benedí cree que “su postura ha evolucionado en 180 grados. Primero dijo que eran transacciones, pero tras el tirón de orejas del TJUE reculó y habló de la nulidad hasta el contrato de novación y luego es válida y ahora es posible que cambie de criterio”.

A su juicio, “lo práctico es que se estableciera un criterio común para evitar la inseguridad jurídica que ahora existe. Ahora mismo hay diferentes criterios diferentes, en Zaragoza se han paralizado los asuntos. Otras, la Audiencia Provincial de Barcelona, la sección quince, han planteado y aplicado el criterio del Supremo. Y otras como Badajoz los han sido resolviendo señalando que eran nulos”.

 

Fuente: https://confilegal.com/

 

El acuerdo persigue eliminar el fraude al fisco y los efectos perjudiciales del régimen actual

El acuerdo sobre fiscalidad y protección de los intereses financieros entre España y Reino Unido sobre Gibraltar que pretende acabar con la consideración de «paraíso fiscal» del Peñón entra este sábado en vigor tras su publicación en el Boletín Oficial del Estado.

El tratado persigue la eliminación del fraude fiscal y los efectos perjudiciales derivados de las características de un régimen fiscal que actualmente permite, por ejemplo, pagar un impuesto de sociedades sólo por los beneficios obtenidos en Gibraltar o ser considerado residente en la Roca aunque la residencia principal esté en España.

Gibraltar

El régimen fiscal permite ser considerado residente en la Roca aunque la residencia principal esté en España

Se trata del primer tratado internacional que firman España y Reino Unido sobre Gibraltar desde el tratado de Utrech de 1715, por el que España cedió el uso del Peñón a los ingleses.

Firmado el pasado 4 de marzo de 2019 por el entonces ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, y por el ministro de la Presidencia británico, David Lidington, el tratado ha sido ratificado por los Parlamentos de ambos países, lo que ha retrasado su entrada en vigor.

El acuerdo resuelve la «soberanía fiscal» de la zona en beneficio de España y «permite acabar con una situación anacrónica y tremendamente perjudicial para España» sin debilitar su posición sobre la soberanía del Peñón, aseguró la ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, en el Congreso.

Así, establece reglas claras para resolver más fácilmente los conflictos de residencia fiscal de las personas físicas y para evitar la utilización de sociedades sujetas al régimen fiscal de Gibraltar por residentes fiscales en España o para la realización de actividades económicas en España.

Nuevo tratado

Reglas más claras para la residencia fiscal

Además, establece que las personas jurídicas tendrán residencia fiscal en España cuando establezcan una relación significativa con España, lo que se determina por la localización de la mayoría de sus activos, por la obtención de la mayor parte de sus ingresos o bien por que la mayoría de propietarios o directivos sean residentes fiscales en España.

Es, por tanto, una «herramienta eficaz» en la lucha contra la evasión fiscal y establece un incremento de la cooperación administrativa y un régimen de cooperación reforzada mediante un órgano de enlace y un comité conjunto de coordinación.

Fuentes de Exteriores han asegurado que, tal y como se señala en el propio texto del Acuerdo, el mismo no supone cambio alguno con respecto a la posición española o británica en cuanto a la soberanía y jurisdicción en relación con Gibraltar.

Fuente: La Vanguardia

Xipre, Irlanda, Txèquia i Luxemburg també podrien ser considerats d’aquesta manera pel país veí després de l’actualització del llistat de la Unió Europea

Els tècnics del ministeri d’Hisenda d’Espanya (Gestha) han assegurat que Andorra, Xipre, Irlanda, Txèquia i Luxemburg podrien ser paradisos fiscals en la pròxima llista d’Espanya després de l’actualització del llistat de la Unió Europea (UE) que estan duent a terme els diferents ministres d’Economia i Finances. Segons aquest organisme, el trasllat de beneficis que fan les multinacionals a territoris amb baixa tributació provoca un ‘forat’ en les arques públiques espanyoles del 14% dels ingressos anuals.  

En aquest sentit, els tècnics han proposat que, per considerar si un país és un paradís fiscal, s’afegeixi el criteri de baixa o nul·la tributació als actuals, que són els de transparència -intercanvi d’informació- i de justícia fiscal -inexistència de règims fiscals perniciosos-. A més, demanen incloure en la llista aquells països que tenen una baixa tributació encara que siguin membres de la UE.

Gestha va demanar que qualsevol país amb una tributació inferior a 2/3 del tipus efectiu a Espanya sigui considerat paradís fiscal.

En aquest sentit, Gestha ha recordat que el Parlament Europeu va aprovar recentment, amb el 90% del vot favorable, una resolució en la qual es demanava a la comissió i al consell que proposessin un nivell mínim efectiu d’imposició que constituís un criteri independent per a la inclusió a la llista de paradisos fiscals de la UE.

En relació amb això, els tècnics han valorat positivament que Espanya hagi considerat aquest tercer criteri en el projecte de llei contra el frau fiscal i esperen que el Congrés estableixi el límit de què es consideraria una baixa tributació. Com a proposta, Gestha va demanar que qualsevol país amb una tributació inferior a 2/3 del tipus efectiu a Espanya sigui considerat paradís fiscal.  

Segons Jose María Mollinedo, secretari general de Gestha, “Espanya establirà pròximament la baixa o nul·la tributació com un dels criteris independents que podrien portar a un país a ser inclòs en la nostra llista de paradisos fiscals.Mentrestant, residir o utilitzar els territoris d’escassa tributació per eludir el pagament dels impostos mostra la insolidaritat dels que gaudeixen de grans ingressos, beneficis o patrimoni”.

Font:www.altaveu.com

Aunque la norma ha entrado en vigor, las liquidaciones están pendientes de la publicación del Reglamento.

¿El desarrollo reglamentario tiene aún que regular las reglas para la declaración e ingreso?

La Ley prevé que el desarrollo reglamentario establezca el procedimiento de declaración e ingreso del impuesto y de los supuestos en los que un depositario central de valores establecido en territorio español sea quien, en nombre y por cuenta del sujeto pasivo, efectúe la declaración y el ingreso de la deuda tributaria.

Así, se permitirá lograr un alto grado de automatización en su gestión. Para los supuestos en que no es aplicable el procedimiento anterior se establece con carácter general el sistema de autoliquidación por el sujeto pasivo.

¿Quién es sujeto pasivo?

Es contribuyente del impuesto quien adquiere los valores. Señala la Ley del Impuesto que con carácter general, es sujeto pasivo el intermediario financiero que transmita o ejecute la orden de adquisición, ya actúe por cuenta propia, en cuyo caso será sujeto pasivo a título de contribuyente, o por cuenta de terceros, en que tendrá la condición de sustituto del contribuyente.

¿Y las empresas de servicios de inversión o entidades de crédito que adquieran por cuenta propia?

Estas entidades pueden tener la condición de sujeto pasivo cuando realicen las adquisiciones sujetas al impuesto por cuenta propia, con independencia de qué intermediario financiero ejecute la operación.

En el caso de entidades españolas, serán sujeto pasivo las entidades de crédito y las sociedades de valores. Se excluyen, por tanto, las agencias de valores, las sociedades gestoras de carteras y las empresas de asesoramiento financiero, incluso en el caso de que realicen adquisiciones de valores sujetas al impuesto en nombre propio en el ejercicio de la administración de su patrimonio, de acuerdo con lo dispuesto en el último párrafo del artículo 143.5 del texto refundido de la Ley del Mercado de Valores.

¿Quién responde ante una comunicación errónea?

Será responsable solidario de la deuda tributaria el comprador de los valores que haya comunicado al sujeto pasivo información errónea o inexacta que cause la aplicación indebida de las exenciones o de una menor base imponible. La responsabilidad alcanzará a la deuda tributaria en cuanto se haya visto alterada por la información errónea.

¿Cuándo se considera que se produce el devengo?

La normativa establece el devengo del impuesto en el momento en que se lleve a cabo la anotación a favor del contribuyente de los valores objeto de la adquisición onerosa que supone el hecho imponible, bien se efectúe esta anotación en una cuenta de valores bien en los libros en una entidad financiera que preste el servicio de depósito o custodia, o bien en registros de un depositario central de valores o en los que lleven sus entidades participantes.

En el caso de las adquisiciones efectuadas en mercados secundarios oficiales de valores u otros centros de negociación, considera la Agencia Tributaria que se entiende producida en la fecha de la liquidación de la operación, tal y como dispone el artículo 94 del texto refundido de la Ley del Mercado de Valores (LMV), aprobado por Real Decreto Legislativo 4/2015, de 23 de octubre, al que remite también, en el caso de otros centros de negociación distintos de los mercados secundarios oficiales, el artículo 37.3 del Real Decreto-ley 21/2017, de 29 de noviembre, de medidas urgentes para la adaptación del derecho español a la normativa de la UE en materia del mercado de valores.

¿Cuáles son las primeras adquisiciones que tributan?

Las primeras adquisiciones llevadas a cabo en centros de negociación sometidas a gravamen serán aquéllas cuya liquidación y, por tanto, la anotación registral de los valores, se efectúe a partir de la fecha de entrada en vigor de la Ley del Impuesto, con independencia de la fecha en la que se hayan ejecutado.

Así, se establece en el artículo 10 de la Ley 58/2003, de 17 de diciembre, General Tributaria (LGT). Regula la norma que con carácter general, las primeras adquisiciones gravadas corresponderán a las ejecutadas en los dos días hábiles anteriores al de la entrada en vigor de la Ley del Impuesto, según confirma la Agencia Tributaria. No obstante, fuentes de Hacienda han informado que que las liquidaciones no empezarán a realizarse hasta, al menos, los meses de mayo o junio, tras la publicación el Reglamento.

¿Están pendientes de publicación los términos y condiciones de la autoliquidación?

Los sujetos pasivos deberán presentar autoliquidación e ingresar el importe de la deuda tributaria resultante con el contenido y en el lugar, forma y plazos que se establezca reglamentariamente.

Los sujetos pasivos presentarán la autoliquidación e ingresarán el importe de la deuda tributaria resultante a través de un depositario central de valores establecido en territorio español.

Así, los sujetos pasivos estarán obligados a comunicar al depositario central de valores toda la información que deba constar en la autoliquidación y a abonarle el importe de la deuda tributaria resultante, de forma directa o a través de las entidades participantes en aquel en caso de sujetos pasivos que no tuvieran tal condición.

El depositario central de valores presentará en nombre y por cuenta del sujeto pasivo una autoliquidación por cada sujeto pasivo e ingresará el importe de la deuda tributaria correspondiente al periodo de liquidación con el contenido y en el lugar, forma y plazo que se establezca reglamentariamente.

El procedimiento de presentación e ingreso de autoliquidaciones por este impuesto podrá extenderse a otros depositarios centrales de valores establecidos en otros estados de la Unión Europea (UE), o en terceros estados que sean reconocidos para prestar servicios en la UE, mediante acuerdos de colaboración suscritos con un depositario central de valores establecido en territorio español.

¿Cuándo se produce la liquidación de operaciones?

De acuerdo con la normativa reglamentaria pendiente de publicación, explica la Agencia Tributaria, y a efectos de la liquidación del impuesto, se considera que la fecha de liquidación de las operaciones es la efectiva de liquidación.

No obstante, tratándose de operaciones efectuadas en centros de negociación, los sujetos pasivos podrán optar por considerar como fecha de liquidación la fecha teórica de liquidación, siendo esta el segundo día hábil posterior a la fecha de ejecución de la operación, sin perjuicio de las rectificaciones que procedan en caso de que, como consecuencia de incumplimientos en la liquidación de los valores, las operaciones no lleguen a liquidarse.

Esta opción debe efectuarse en la primera autoliquidación que deba presentar el sujeto pasivo en cada año natural y surtirá efectos al menos para ese año, y en los sucesivos en tanto no se renuncie a ella.

¿Cuándo se devenga en el procedimiento especial de intermediario financiero?

Este procedimiento especial contempla varias fases para la comunicación, aceptación y ejecución de las órdenes de transferencia que a él se acojan, de modo que se produzca inicialmente la anotación transitoria de los valores objeto de las órdenes en cuentas especiales de los intermediarios financieros (fase o fases transitorias) para procederse posteriormente a la anotación de los valores en las cuentas definitivas (fase final).

En el caso en el que se efectúen bajo este procedimiento adquisiciones sujetas al impuesto, este se devengará en la fase final, cuando se efectúe la anotación registral de los valores a favor del adquirente en la cuenta definitiva.

¿Qué base imponible tiene?

La Ley del Impuesto define como base imponible el importe de la contraprestación, sin incluir los gastos asociados a la transacción.

Se establecen determinadas reglas especiales en aquellos supuestos en los que la adquisición de los valores deriva de la ejecución o liquidación de obligaciones o bonos convertibles o canjeables, de instrumentos financieros derivados, o de cualquier instrumento o contrato financiero, así como en el caso de adquisiciones y transmisiones realizadas en el mismo día.

¿Cuáles son las reglas especiales para establecer la base imponible?

Como regla general, la base imponible estará constituida por el importe de la contraprestación, sin incluir los costes de transacción derivados de los precios de las infraestructuras de mercado, ni las comisiones por la intermediación, ni ningún otro gasto asociado a la operación. Sin embargo, existen reglas especiales para los siguientes supuestos: para el caso en el que no se exprese el importe de la contraprestación (artículo 5.1 de la Ley).

Para adquisiciones derivadas de canje o conversión de valores, la liquidación o ejecución de instrumentos financieros derivados y la liquidación de contratos financieros (artículo 5.2 de la Ley). En el caso de operaciones intradía, se gravan solo las compras netas de valores siempre que sean ordenadas o ejecutadas por el mismo sujeto pasivo, respecto de un mismo adquirente y que, además, se liquiden en la misma fecha.

Un dato importante a tener en cuenta es que no existe sin embargo una regla especial para operaciones vinculadas, quizá por la exención aplicable a las operaciones de referidas a las adquisiciones de acciones entre entidades que formen parte del mismo grupo mercantil, aunque no parece que pueda cubrir todos los supuestos.

¿Qué tipo de cambio debe utilizarse para determinar la base imponible del impuesto?

Estima la Agencia Tributaria que se debe aplicar un criterio objetivo que consiste en el cambio de la divisa a euros publicado por el Banco Central Europeo correspondiente al último día hábil anterior a la fecha en que se produzca el devengo del impuesto respecto de los valores adquiridos. No se admite aplicar un tipo de cambio pactado en la operación por los contratantes.

¿En contraprestaciones en especie, cómo se determina la base imponible?

La Ley del Impuesto determina que «en el caso en el que no se exprese el importe de la contraprestación, la base imponible será el valor correspondiente al cierre del mercado regulado más relevante por liquidez del valor en cuestión el último día de negociación anterior al de la operación». El supuesto incluiría una contraprestación que se realice en especie.

A título de ejemplo, la Aeat indica que cuando la contraprestación de la operación sea la entrega de otras acciones, el valor de adquisición de las sujetas al impuesto será el de mercado el día anterior. Si las acciones que recibe la contraparte en contraprestación de su entrega están también sujetas al impuesto, la contraparte tendrá también que tributar por el valor de mercado del día anterior que tengan estas últimas.

Fuente: www.eleconomista.es

El Principado de Andorra se convierte en el 190° país miembro del FMI

 

Washington, DC: El Principado de Andorra ingresó hoy en el Fondo Monetario Internacional (FMI) cuando la Embajadora, Excma. Sra. Elisenda Vives Balmaña, firmó el Convenio Constitutivo del FMI en una ceremonia celebrada en Washington, D.C. Andorra solicitó su ingreso en el FMI en enero de 2020 (véase el Comunicado de Prensa 20/5 ).

La cuota inicial de Andorra [1] en el FMI es de DEG 82,5 millones (unos USD 116,4 millones).

Al término de la ceremonia de firma, la Directora Gerente del FMI, Kristalina Georgieva, se reunió con la Embajadora, Excma. Sra. Elisenda Vives Balmaña, en la sede del FMI.

“Me complace mucho dar la bienvenida a Andorra como país miembro número 190 del FMI”, señaló Kirstalina Georgieva. “Andorra se enfrenta a desafíos a corto y largo plazo comunes a los países europeos y a otros países miembros del FMI, los cuales se han visto agravados por la pandemia. El FMI trabajará estrechamente con las autoridades y el pueblo de Andorra para alcanzar sus objetivos de crecimiento y desarrollo pospandemia, en cooperación con otros socios de la comunidad internacional”, añadió.

 

Fuente: https://www.imf.org/

La Batllia d’Andorra, que hauria de ser el temple de la justícia, sembla, de vegades, una casa de barrets. Ho pateixen en carn pròpia l’empresari català Sandro Rosell i el gestor andorrà Joan Besolí. Ambdós van ser jutjats i declarats innocents per l’Audiència Nacional espanyola ja fa més d’un any, després de passar gairebé dos anys tancats en presó preventiva.

Però el calvari judicial de Sandro Rosell i Joan Besolí no ha acabat. La Batllia d’Andorra encara manté obert el sumari que els va incoar l’any 2017, en paral·lel a la seva detenció per les autoritats espanyoles i a les diligències que va endegar la magistrada Carmen Lamela contra ells pels presumptes delictes de blanqueig de diners i d’organització criminal. La situació ha esdevingut kafkiana: l’Audiència Nacional espanyola els va declarar innocents en una sentència feta pública el 25 d’abril de l’any passat, però la Batllia d’Andorra encara els manté imputats pels mateixos delictes. Així ho ha confirmat l’expresident del Barça a LA VALIRA.

LA PARELLA MINGORANCE & ALBERCA

Una màxima reconeguda en el Dret universal és que una persona no pot ser perseguida per uns presumptes delictes si la justícia d’un altre país ja els ha jutjat pels mateixos motius i ha proclamat la seva innocència. Però aquest principi fonamental de la jurisprudència sembla que no impera a Andorra. A hores d’ara, Sandro Rosell i Joan Besolí continuen formalment imputats per la Batllia pels mateixos delictes dels quals han estat exonerats a Espanya.

La persecució judicial de Sandro Rosell i Joan Besolí a Andorra ha estat protagonitzada per la batlle Canòlic Mingorance, de la mà del seu valedor, el fiscal general, Alfons Alberca (foto). Aquesta parella és la mateixa que va entrar a la Banca Privada d’Andorra (BPA) com un elefant en una terrisseria, provocant l’embolic i l’escàndol judicial més gran que s’ha viscut mai al Principat.

L’11 de desembre del 2017, Canòlic Mingorance i Alfons Alberca es van traslladar a l’Audiència Nacional de Madrid per interrogar Sandro Rosell i Joan Besolí. Aquest episodi l’explica l’expresident del Barça en el seu llibre Una forta abraçada, recentment publicat (vegeu la notícia de LA VALIRA lavalira.eu/sandro-rosell-retrata-andbank-alfons-alberca-i-toni-marti-en-el-seu-llibre/): “Ja ha arribat el dia 11 de desembre, el dia que anem a l’Audiència Nacional a declarar per la causa d’Andorra (…) Em criden i, quan pujo, hi veig la batlle Canòlic Mingorance i la jutgessa Carmen Lamela, i el fiscal andorrà, Alfons Alberca, que sembla que ens té molta mania; no sabem per què, però és aixíMalgrat que la declaració és sobre Andorra, la batlle no obre la boca, no diu res de res. Ho porta tot Lamela. En fi, es veu que Andorra està totalment entregada. (…) Ni la batlle ni el fiscal andorrà obren la boca i accepten les ordres de Lamela”.

‘ET TRINXEN LA VIDA’

En un altre passatge del llibre, explica Sandro Rosell: “Vénen a veure’ns els advocats andorrans: Jesús Jiménez, Anna i Gemma. Pregunto a Jesús si, tal com em va dir fa temps, no fa falta que em preocupi perquè no hi ha res il·legal, i em diu que ho manté. En fi, que no hi ha res de res d’il·legal a Andorra, ni fet sense voler”.

Aleshores, per què la Batllia manté la causa viva contra aquests dos empresaris? És aquesta “mania” d’Alfons Alberca contra Sandro Rosell i Joan Besolí la raó per la qual el seu sumari encara està obert a Andorra? En tot cas, les conseqüències d’aquesta increïble situació –contrària a la jurisprudència internacional- són lamentables. Ho va explicar el mateix Joan Besolí en el reportatge El cas Rosell, emès per TV3 el 17 de maig passat: “Et trinxen la vida: econòmica, social, familiar (…) Tens problemes per trobar feina, per refer la teva vida” i amb tot “la vida segueix, tens hipoteques, tens despeses, tens uns fills estudiants… Això no t’ho torna ningú”.

 

Font: https://lavalira.eu/

A partir del 15 de diciembre, los consumidores y las empresas de los Estados miembros no pertenecientes a la zona del euro disfrutarán de unos pagos transfronterizos en euros más baratos.

Las nuevas normas de la UE garantizarán que todos los pagos transfronterizos en euros en los Estados miembros no pertenecientes a la zona del euro (Bulgaria, Chequia, Croacia, Dinamarca, Hungría, Islandia, Liechtenstein, Noruega, Polonia, Rumanía y Suecia) tengan el mismo precio que los pagos nacionales. Por ejemplo, un consumidor búlgaro que decida enviar euros al extranjero pagará la misma comisión que en el caso de una transferencia de crédito en levs dentro de Bulgaria. En otras palabras, a los pagos transfronterizos en euros se les aplicarán comisiones muy bajas o incluso nulas.

El vicepresidente ejecutivo, Valdis Dombrovskis, responsable de Una Economía al Servicio de las Personas, ha declarado: «Estas normas permitirán que todos nuestros ciudadanos y empresas se beneficien por igual de unos pagos transfronterizos en euros baratos. Este es un ejemplo positivo y concreto de la manera en que el mercado único puede reportar ventajas reales a los consumidores europeos. Por ejemplo, una familia de Rumanía que desee enviar dinero en euros a su hijo en un intercambio Erasmus en París ya no tendrá que tener en cuenta los costes adicionales, ya que ahora pagarán la misma comisión que para una transacción nacional en Rumanía».

La Comisión estará muy atenta a la aplicación de estas normas y se mantendrá en estrecho contacto con las autoridades nacionales competentes para velar por su correcta aplicación.

Estas normas, que figuran en el Reglamento (UE) 2019/518, forman parte de los esfuerzos dela Comisión por mejorar y abaratar el acceso de los consumidores a los servicios financieros, según lo establecido en el Plan de Acción de servicios financieros destinados a los consumidores de marzo de 2017. La medida siguiente, que se tomará en abril de 2020, será la aplicación de disposiciones adicionales que permitan a los consumidores de la UE comparar las comisiones por conversión de moneda al pagar con sus tarjetas en otra moneda de la UE.

Contexto

El 28 de marzo de 2018, la Comisión propuso modificar el actual Reglamento de la UE sobre pagos transfronterizos (924/2009). Esta propuesta se derivaba del Plan de Acción de servicios financieros destinados a los consumidores, publicado en marzo de 2017. Tras el acuerdo alcanzado por los colegisladores, el 29 de marzo de 2019 se publicó en el Diario Oficial de la Unión Europea el Reglamento (UE) 2019/518.

Fuente: Noticias Jurídicas